¿Serán los musulmanes tan malos como los muestran?

¿Cuántas veces has escuchado que occidentales hablasen bien de árabes o medio oriente? Probablemente muy pocas. ¿Será que son lo que se dice de ellos (terroristas, machistas, violentos, intolerantes, atrasados, etc.), o tendrán la suerte de tener algo de diversidad como occidente, dónde hay todas estas cosas y otras también? Antes de contestar, haría un pequeño y sutil balance para dejar algunas cosas sobre la mesa, que se nos pasan por alto frecuentemente.

En principio y a grandes rasgos, Medio Oriente, es una zona geográfica, que alberga gran diversidad de poblaciones, culturas y religiones. Los árabes, provienen de Arabia, lo que hoy conocemos como Arabia Saudita. La religión del Islam nació allí y se propagó con increíble rapidez. Nació en la comunidad árabe, pero se fue extendiendo por medio de conquistas y conversiones. Por tanto, existen musulmanes no árabes, árabes cristianos o judíos y un sinfín de cruces. El Islam nace a inicios del 6oo de la era cristiana.

En la historia, occidentales y árabes han luchado en muchas y largas guerras. Con el Imperio Árabe (que adoptó el Islam y se unificó por medio de esta religión), con particular intensidad. Éste fue el único que se resistió a la dominación occidental (hasta el 1900) de forma constante, e incluso llego a amenazar, conquistando amplios territorios con cierta penetración territorial en Francia, España e Italia.
En las guerras unos son los buenos, otros son los malos, y eso se escribe según el bando en el que se esté; el otro siempre va a ser el “malo”.

Siendo meramente esquemático, pensemos en algunos datos simples de historia:
Desde 1900 una avanzada penetración por parte de las potencias occidentales en oriente medio y África. Como ejemplo, existieron cientos de miles de árabes aprendiendo francés e historia francesa con la respectiva prohibición del habla de su propio idioma, africanos que hoy tienen apellidos portugueses, franceses, ingleses, holandeses.
Concomitante a esto, en occidente se gestaban las dos últimas grandes guerras mundiales, además de un sin número de otras de “menor” importancia (si es que se puede aliviar el tono de una guerra). También  nació, creció y se hizo fuerte la idea más impensada para nuestros valores de libertad y justicia, como el nazismo y el fascismo, dando vida y relevancia a uno de los desquiciados más grandes de la historia, Hitler.  Se suman la bomba atómica y las últimas cruzadas por la paz y la civilización y el bien de la democracia que comprenden desde varios países de América Latina hasta, Vietnam, Iraq, Afganistán, ¿próximamente, Irán? (esperemos podamos detener esto).

No quiero demonizar a occidente, solo quiero que hagamos un ejercicio de pensamiento y evitar visiones tan simples como las mencionadas al principio a cerca de los árabes o los musulmanes. El primer paso es volver al otro malo o anormal, para después tener justificación de hacerlo bueno o normalizarlo.
Occidente tiene sus luces y sus sombras, sin ser perfecto a creado cosas hermosas y muy valiosas para el patrimonio universal. Sin embargo, ha basado parte de su luz, obscureciendo a otros.

No podemos seguir con la idea de cientos de años atrás o sus nuevas formas que dicen lo mismo, “ir a civilizar bárbaros  o “ayudar a estos pobres indios” lo que ahora es “ir a imponer la paz” o “luchar contra el terrorismo”, “salvar la democracia”. Occidente tiene una visión imperial y de superioridad con respecto al resto, de lo contrario no se podría afirmar cosas como las anteriores e invadir territorios de la forma en la que se sigue haciendo hoy.

Cada vez sabemos menos de los árabes, medio oriente y los musulmanes, por un ejercicio repetido de desvirtución y creación de imágenes basadas en el odio y la xenofobia.

El Islam, tiene mucho parecido al cristianismo, mucho. Puede que hoy estemos viendo una “época obscura”, pero dudo que el cristianismo haya salido de su “época obscura” (ubicada históricamente en la edad media). Es más, judaísmo, cristianismo e islamismo, tienen muchas cosas en común. Puede parecer una afirmación desatinada, pero las diferencias que hoy vemos, se crearon posteriormente al nacimiento de las religiones.

Anuncios

Un comentario sobre “¿Serán los musulmanes tan malos como los muestran?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s